Dietas milagro: mitos y verdades ¿funcionan?

Escrito por QMDP el 30 abril, 2014

Ante la perspectiva de hacer una dieta todo el mundo quiere un método milagroso.

Cuando la gente viene a la farmacia está cansada de escuchar que lo mejor es comer todo en plato de postre, que hay que hacer una dieta equilibrada, que hay que hacer ejercicio, que la clave de las dietas es quemar más calorías de las que se consumen… esa es la realidad y lo que nosotros como profesionales sanitarios os tenemos que contar.

Pero también es verdad que tenemos las farmacias llenas de productos que te ayudan a perder entre 4 y 5 kilos antes del verano que es lo que la mayoría de la gente quiere. ¿Qué pasa con ese tipo de productos? ¿Son tan malos como se dice o realmente tienen algún tipo de eficacia?

Los productos que tenemos en la farmacia, los podemos clasificar en distintos grupos:

  1. Productos saciantes, que nos ayudan a tener menos hambre y nos provocan sensación de saciedad o estómago lleno. Este tipo de productos va bien a las personas que comen con ansiedad, o que pican entre horas.
  2. Productos que inhiben la absorción de grasas, o provocan que no absorbamos las grasas que comemos en su totalidad. Esta opción sería la adecuada en el caso de que estemos a dieta y tengamos una comida especial ó una celebración. También cuando queramos hacer una excepción o en el caso de plantearnos una bajada de peso más en serio y a largo plazo.
  3. Productos quemagrasas. Se diferencian de los anteriores en que ayudan a metabolizar la grasa que ya tenemos y eliminarla más rápidamente. Normalmente este tipo de productos se mezcla con productos que tienen propiedades drenantes y nos ayudan a eliminar las grasas movilizadas. Este tipo de productos suelen estar sujetos a modas y a fuertes campañas publicitarias,; el año pasado fueron las cetonas de frambuesa y en 2014 el protagonista absoluto, por lo que escucho en las cuñas de radio, será el café verde.
  4. Productos drenantes que nos ayudan a eliminar volumen. Son los que nos van a ir al baño varias veces al día. La misma sensación que cuando comemos espárragos , pero en versión fitoterapéutica.

Nuestra recomendación desde QMDP es que si te encaja alguno de estos productos perfecto, aunque no aconsejamos su uso durante más de 2-3 meses. Quizás para darte el empujón que necesitas antes del verano.

Si aumentas el ejercicio, si ingieres más líquidos y más agua o si adelantas la hora de la cena (con una merienda-cena más fuerte y una cena muy ligera con fruta o yogur) todo será sin duda mucho más sencillo.

Mucho ánimo, y lo sentimos por no contaros ningún método milagroso.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario