Ojito con el tinte capilar

Escrito por QMDP el 22 mayo, 2019

Con el paso de los años el cabello modifica su estructura interna y pierde la melanina que le da color adquiriendo un tono blanco, son lo que llamamos canas y todavía a día de hoy no se sabe con exactitud el mecanismo que las provoca pero la única solución para taparlas siguen siendo los tintes capilares.

Se define como tinte capilar cualquier sustancia capaz de cambiar el color natural del cabello y según su procedencia los podemos clasificar en:

  • Tintes vegetales: compuestos por henna, manzanilla, quina… no son tóxicos pero tampoco son capaces de teñir bien el cabello si no se mezclan con otras sustancias.
  • Tintes minerales: compuestos por nitrato de plata o sales de plomo, pueden ser toxicos por absorción así que no se pueden aplicar sobre el cuero cabelludo. Usándolos a diario oscurecen el cabello progresivamente, esta solución es mucho más utilizada por hombres.
  • Tintes sintéticos: dependiendo de su duración se pueden clasificar como temporales, que duran unos días, semipermanentes, de 3 a 4 semanas y permanentes, que son los que por un proceso químico entran en la fibra capilar y no se eliminan con lavados, pero contienen sustancias alcalinas, principalmente amoniaco y sales derivadas, también oxidantes como agua oxigenada y colorantes.

tintes cpilaresLos tintes capilares por su composición resultan altamente sensibilizantes y pueden provocar alergias cruzadas por lo que la Unión Europea obliga a los fabricantes a incluir una lista detallada de todos sus componentes que deberemos revisar en caso de padecer algún tipo de alergia. Además si vamos a usar un tinte capilar es recomendable realizar una pequeña prueba en el brazo para ver si hay algún tipo de reacción.

Si quieres ampliar información sobre este tema visita este completísimo post de nuestros compañeros de Farmacia Bonnin.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario